Noticias para ver y leer

Actualidad, eventos, curiosidades y todo lo relacionado con la salud visual, la oftalmología y el propio Instituto Oftalmológico Amigó.

Esclerosis múltiple y salud visual

Esclerosis múltiple y salud visual

Tenerife, concretamente el municipio de Tacoronte, acoge el próximo domingo 29 de septiembre una loable iniciativa deportiva cuyos beneficios serán destinados a la Asociación Tinerfeña de Enfermos de Esclerosis Múltiple. Se trata de la Nature Vine Run, que celebrará una carrera entre viñedos y bodegas, un concurso fotográfico, talleres, etc.

Una experiencia verdaderamente atractiva que además, por tratarse de la citada patología, tiene mucho que ver con la salud visual. Es así por cuanto uno de los primeros síntomas que puede presentarse en esta temible enfermedad neurológica degenerativa es la disminución más o menos severa de la visión central de un ojo sin otros síntomas asociados.

En efecto, en muchas ocasiones, el oftalmólogo no puede encontrar lesiones apreciables en los medios oculares o en el fondo de ojo pues se trata de la afectación del nervio óptico situado ya por detrás del globo ocular. Ello obliga a realizar un diagnostico mediante pruebas especiales como la campimetría visual, los potenciales evocados visuales y la resonancia magnética, entre otras.

De tal modo, con frecuencia es el oftalmólogo el primer facultativo que se enfrenta al enfermo. Por ello, lo más importante es que el oftalmólogo siempre tenga en mente el diagnóstico de esclerosis múltiple como una posibilidad ante los síntomas referidos.Nuevos estudios revelan que el tratamiento adecuado con interferon 1-a puede mejorar significativamente la evolución de la enfermedad en ciertos casos.

Estos primeros episodios de la enfermedad por lo general curan totalmente de forma natural, incluso sin tratamiento. Ahora bien, instaurar el tratamiento a tiempo es importante pues el problema estriba en que al tratarse de una enfermedad recurrente y degenerativa, aparecen normalmente nuevas crisis inflamatorias que que llegan a afectar al nervio óptico, entre otros, pudiendo generar un déficit visual como secuela.

La visión doble, movimientos oculares incontrolados o estrabismo son otros de los problemas oftalmológicos que pueden asociarse a esta enfermedad. Si bien no hay cura definitiva conocida para ella, la atención oftalmológica es necesaria para mejorar las condiciones de vida del paciente.

Eso y poner de manifiesto la existencia de esta enfermedad tantas veces llevada en silencio. Por eso reiteramos nuestra enhorabuena a los organizadores de la Tacoronte Nature Vine Run.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad